Cátedra Miguel Maticorena

Homenaje a la trayectoria académica de Miguel Maticorena Estrada,
Profesor Emérito de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos

lunes, julio 31, 2006

Palabras del Dr. Manuel Burga Díaz, Rector de la UNMSM, en la Ceremonia de incorporación como Profesor Emérito al Historiador Miguel Maticorena

Manuel Burga Díaz (Chepén, 1942)Señores integrantes de la mesa de honor, distinguida concurrencia.

Debo ritualmente expresar las palabras de bienvenida al profesor Miguel Maticorena Estrada al cuerpo de profesores eméritos de nuestra Universidad. Pero, quisiera decir también, a todos los amigos conocidos y a los co-provincianos de Piura que están aquí presentes, que hay muchos desde la primera fila hasta la última, que la distinción de Profesor Emérito que se le ha entregado es la máxima distinción docente y académica que la Universidad otorga a sus profesores que han sido profesores de planta y normalmente o generalmente se entrega esta distinción cuando son, sus mismos alumnos como Freddy Cabanillas, aquellos que han gestionado en las facultades para conseguir la aprobación de esos difíciles consejos de facultad, que aprobó en primera instancia. Y creo que es uno de los grandes méritos a lo que aspiran los profesores sanmarquinos, a ser después profesores eméritos, porque significa que la continuidad sigue; de que las posibilidades de seguir en la actividad docente y en la investigación se vuelve legal y aceptada por la misma institución.

También, quisiera decir, suscribiendo las palabras de Freddy Cabanillas, que todos los que conocemos al profesor Miguel Maticorena, sabemos de esas cualidades que se han indicado. Ahora más que nunca he tomado conciencia de esa tertulia que los estudiantes han desarrollado en casa del profesor Maticorena. Una tertulia con todas las dificultades que se pueden imaginar en profesores de una universidad pública, una tertulia donde incluso tenía sus ventajas económicas para los alumnos; pero me dice el profesor Maticorena que prefería pagar las copias a prestar los libros, creo que es una buena decisión y ahí en esa tertulia veo la influencia del maestro Raúl Porras, la tertulia de la calle Colina a la cual asistió el profesor Maticorena. Seguramente dejaron una impronta que le permitió después hacer un magisterio mas allá de la universidad, como se debería hacer en otras circunstancias y en muchas universidades del mundo.

Quisiera también remarcar lo que se ha dicho de su estancia en Sevilla, de su cercanía al Archivo General de Indias entre 1950 y 1971, veinte años muy cerca del Archivo General de Indias. Yo recuerdo que sí uno quería visitar el Archivo General de Indias, antes tenía que hablar con el profesor Maticorena, esa era la recomendación. La doctora María Rostworowski lo sabe muy bien, que el gran conocedor del Archivo era Miguel Maticorena, eso es algo que ha sido muy importante para su formación, su desarrollo y sus investigaciones. Y que ha sido remarcado también por Freddy Cabanillas.

Esa estancia larga en España le permitió mirar de manera diferente la historia del Perú. Igualmente que la tertulia del maestro Raúl Porras, sirvió para tener una mirada diferente a la historia nuestra, creo, mirado desde la actualidad, mirada su producción, que no se equivocó profesor Maticorena, en su aproximación histórica, metodológica y teórica. Podríamos decir: Estudiar el proceso de “restitución” y lo que significó, estudiar el concepto “el Perú colonial” con esta idea de “cuerpo de nación” permitía una alternativa a los que siempre estudiábamos con el concepto de “explotación colonial”. Se lo digo profesor Maticorena, todos los de mi generación, la del 60´, que nos interesaba mucho destacar el mundo colonial como el mundo de la explotación, había otra alternativa que era estudiar el mundo colonial desde el concepto de “cuerpo de nación”. Y creo que esa idea, después que seguramente la desarrolló en conversaciones con el maestro Jorge Basadre, le permitió tratar de entender lo otro, que viene después, que es la constitución de la nación peruana. Eso es algo que debemos agradecerle y decirle que: Sí, es posible pensar la historia del Perú de otra manera, no solo de la confrontación de unos contra otros, la confrontación de personas desiguales, sino también de la constitución de un cuerpo que se llama “nación” y que es la esperanza de todos los peruanos de lograr finalmente esa arquitectura.

También, quiero destacar su gran interés por la historia de San Marcos. Creo que si en algún momento en San Marcos se constituye la cátedra “Historia de San Marcos”, esa cátedra deberá llevar el nombre de “Miguel Maticorena Estrada”.

Todos sabemos de su polémica con la profesora [Águeda María Rodríguez Cruz] de la Universidad de Salamanca. A partir de esa polémica hemos aprendido mucho de la historia de San Marcos, de la historia de la Universidad de Santo Domingo y también de la historia de la Universidad de México. Y creo que en esta contienda de las tres universidades, a diferencia de las contiendas políticas no hay ganadores ni perdedores, somos las tres grandes universidades de América Latina: Santo Domingo, San Marcos, y UNAM de México.

Finalmente, quisiera destacar, no estoy haciendo un discurso, estoy haciendo un reconocimiento, expresando un afecto también al profesor Maticorena; que él es uno de los integrantes de la comisión científica como albacea de los bienes y de la obras de la doctora Ella Dumbar Temple y del doctor Carlos Radicati. Creo que es una manera que él hace en su aporte a la Universidad de establecer los puentes entre lo que pasó y la actualidad, y creo que esta relación con sus alumnos, con el presente y con el pasado es lo que tenemos que hacer en San Marcos: Establecer puentes para que las partes invisibles de nuestra alma histórica finalmente terminen articuladas.

Bienvenido, doctor Maticorena, al claustro de profesores eméritos de nuestra Universidad.

Gracias.

Lima, lunes 22 de Mayo de 2006.
10:53 p.m.

3 Comentarios:

Muy elocuente, amical y acertada el reconocimiento que se le da a tan querido profesor. Felicitaciones maestro Marticorena.
Anonymous Anónimo, at 1:01 p.m.  
Es en línea recta: Porras a Macera, Waldemar, Maticorena y otros. De los mismos a sus discípulos más cercanos. Burga, ¿a qué tertulia pertenece? La otrora FUNDACIÓN ANDINA, ¿tertulia académica o partido político "de elite"?
Blogger CUENTOS PARA AEROMOZAS, at 1:02 p.m.  
La línea recta correcta es Porras,Maticorena,Macera y Waldemar es justo y necesario este reconocimiento, también ahora nos toca a estudiar a Miguel de los Santos Maticorena Estrada y que las autoridades de Piura, le rindan un merecido homenaje en su tierra y que sea en vida.
Anonymous Anónimo, at 9:10 p.m.  

Escribir un comentario